Pisto manchego con alga wakame y cebolla crujiente

Hoy vamos a usar los productos de la tierra haciendo un plato tradicional como es el pisto manchego y las vamos a mezclar con las llamadas “verduras del mar”: las algas. Lo que llamaríamos “un mar y tierra”.

Las algas nos van a aportar yodo, y las verduras nos van a aportar abundante vitamina C, vitamina A, carbohidratos, proteínas y con pocas calorías.

En definitiva, un plato muy rico desde el punto de vista nutricional y culinario.


  • Ingredientes para cuatro personas:
300 gr. Pimiento rojo:0,60€
200 gr. Pimiento verde:0,40€
300 gr. Calabacín: 0,40€
300 gr. Berenjena:0,40€
300 gr. Cebolla:0,30€
300 gr. Tomate pera:0,50€
2 hojas laurel: 0,10€
Harina de garbanzos: 0,10€
4 hojas Albahaca: 0,10€
1 diente de Ajo: 0,10€
Guindilla: 0,10€
100 gr. Alga wakame: 2,50€

Precio total: 5,60€+10% gastos (agua, luz, gas) =6,20€

  • Preparación:

Se corta la cebolla y los pimientos rojos y verdes en cuadrados de 2 cm, se calienta el aceite y se saltean aproximadamente 10 minutos a fuego lento para que suelten sus jugos y a continuación se les agrega el calabacín cortado también a cuadros otros 5 minutos junto con el laurel. la sal y la pimienta molida.Por otro lado, se pela la berenjena y se corta en trozos de 2 cm, se reboza en harina de garbanzo y se fríe en abundante aceite. Se escurre en un plato con papel absorbente para que absorba la grasa.

Mientras tanto, se escaldan y se pelan los tomates, se cortan en trozos de 2 cm y se reservan.

Se mezclan todos los ingredientes y se añade la albahaca picada.

Las algas wakame están en sal, así que para desalarlas se sumergen en agua 10 minutos, se escurren; se pica el ajo y la guindilla fileteado y se saltea junto con las algas.

Para la presentación se pone en un plato el pisto debajo y encima las algas salteadas con un poco de cebolla crujiente y a comer.

 

Compártelo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

No se admiten más comentarios