Como conservar las frutas y las verduras

Voy a daros unos sencillos consejos para conservar frutas y verduras más frescas y que mantengan todo su sabor.

Sobrantes de verdura y fruta que queramos guardar para cocinarlos más adelante se conservarán mejor si lo envolvemos con papel film papel transparente y lo guardamos en la parte más fresca nevera que suele ser el cajón de la verdura.Conservar verduras - Conservar restos de verduras -

Los tomates no se guardan en la nevera ya que al ser un producto semitropical pierde sabor con el frío.Conservar verduras - Conservar tomates -

Las cebollas, patatas, ajos, laurel, guindillas y ñoras se conservan en un lugar seco y oscuro para preservarlos de la humedad y evitar que salgan raíces. Se pueden poner en un cajón con un papel de periódico debajo para que absorban la humedad, o una bolsa de papel.Conservar verduras - Conservar patatas y cebollas -

Las verduras de hoja, como la lechuga, los berros, la rúcula, los canónigos, las acelgas, necesitan algo de humedad para conservarse, así que se pueden guardar en la nevera, encima del cajón de las verduras en bolsas de plástico o en su recipiente de plástico para que generen esa humedad. Conservar verduras - Conservar lechugas -

Un truco:  si la lechuga (o cualquiera de los anteriores) se ponen lacios, hay que ponerlos en agua con hielo durante media hora y resucitarán de nuevo.

Las frutas de origen tropical como son el aguacate, el mango, la piña los plátanos, la guayaba no aguantan muy bien el frío y es mejor conservarlos en un sitio fresco y oscuro y envueltos en papel para mantener todo su sabor y puedan madurar un poco.Conservar verduras - Conservar frutas tropicales -

Los frutos de verano como son las nectarinas, los melocotones, albaricoques, nísperos, paraguayas, el melón, las cerezas, la sandía, el calabacín y la berenjena es mejor conservarlos a temperatura ambiente, pero dado el calor que estamos teniendo, y dado que la mayoría de ellos son madurados en cámara y se pudren rápidamente, se pueden conservar en el cajón de la fruta, nunca a temperatura inferior a 10º, y sacarlos una hora antes de comerlos para recuperar el sabor.

Las naranjas, mandarinas, pomelos, limas y limones los podemos dejar fuera de la nevera, en un frutero. También se pueden mantener más tiempo en la nevera, evitando la humedad.Conservar verduras- Conservar limones -

Los frutos del bosque como mora, grosella, arándanos o frambuesa los mantendremos en un tarro en la nevera.

Las fresas, picotas y cerezas se mantienen bien en la nevera dentro de una bolsa de papel o en un cacharro con papel absorbente debajo, para que absorba la humedad y evitar que se pudran.Conservar verduras -Conservar fresas y cerezas -

Los higos y brevas se pueden conservar en una zona fresca, pero sin humedad, por eso si los metemos en la nevera o refrigerador será mejor que estén dentro de una bolsa de papel.

Las hierbas aromáticas se conservan en la nevera, en un recipiente cerrado, con un papel de cocina húmedo dentro. Así se conservarán hasta más de 7 días.

Las setas y los champiñones se guardan en un recipiente en la nevera o refrigerador y evitaremos la humedad excesiva.

Las zanahorias, la remolacha, las judías verdes, las coles de Bruselas y los pepinos se meten en un recipiente con una hoja o toalla de papel, como puede ser en el cajón de la verdura.

El apio, el puerro, los nabos son vegetales que resisten muy bien el frío, así que se pueden conservar a temperaturas por debajo de -10º en el cajón de la verdura, a ser posible con todas las hojas verdes, ya que éstas nos indicarán el nivel de frescura del producto.

El brocolí se conserva durante más tiempo envuelto en una bolsa de plástico para que genere humedad. Es bueno intentar ajustar todo lo que se pueda la bolsa para que haya el menor aire posible. Así se conservará de tres a cinco días.

A disfrutarlo

Compártelo enShare on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

No se admiten más comentarios